domingo, 16 de junio de 2013

Una generación de bronce

Era 1998, cuando en Rumania se descubrió una hornada de jugadores noruegos que revitalizó el fútbol de ese país. Una generación comandada por Steffen Iversen y que en buena medida se mostraría en la Premier League de finales de los 90`con Bakke, Nevland o los “reds” Heggem o Kippe. A estos les siguieron los Riise, Carew o Pedersen, pero justo cuando parecía que la luz se apagaba ha aparecido otra brillante generación que se trae la medalla de bronce del Europeo sub´21 de Israel.


El camino hasta esa semifinal contra la todopoderosa España no ha sido sencillo, en un primer grupo con ingleses y belgas como rivales más potentes, pasaron como segundos de grupos tras una gran victoria en Beveren, aunque el gran paso lo habían dado en la anterior fecha, cuando que se les atragantaba un partido en casa pero una incorporación del lateral del Haugesund, Våge Nilsen, rompió en los últimos minutos la muralla islandesa. En el play-off les tocó uno de los rivales más difíciles, Francia. Estos decidieron bajar a M`Vila, muy cotizado por entonces, lo que junto a los Varane, Lacazette, Griezmann, Cabella, Pajot formaban a una de las favoritas para el título, pero tras salir relativamente vivos de Le Havre (1-0), consiguieron darle revolcón histórico en Drammen (5-3) que daba a los noruegos la ocasión de disputar su segunda fase final de un Europeo U21.

El sorteo fue benévolo, les brindo la oportunidad de la revancha con una Inglaterra que les había ganado ambos compromisos en el grupo sin llegar a ser superiores, además de ponerles a la cenicienta del sorteo, los anfitriones. El debut con Israel estuvo marcado por las bajas (debido a que gran parte estaba con la absoluta) y un arbitraje deleznable que no pudo con un grupo que mostró todo el fútbol que llevaba dentro. Con Johansen en la sala de máquinas, permitió que Eikrem y Konradsen desarrollasen el fútbol que habían mostrado en Tippeligaen, cambiando por completo el estilo clásico del fútbol noruego. Mientras tanto se demostró que Skurellud había conseguido mantener el camino marcado por “Perry” Hansen, que abandonó el banquillo a comienzos de año para entrenar al Rosenborg.

Contra Inglaterra llegó otra de las grandes exhibiciones del grupo, apoyados en un gran Semb Berge en la retaguardia consiguieron maniatar a los ingleses, saliendo a la contra con Eikrem, Berget, Nielsen y Pedersen para terminar matándolos suavemente. Y contra Italia solo un gol en el último suspiro les privo de ganar un grupo que evitase el fatal enfrentamiento con España.

Pero este un grupo con futuro, Nyland lleva varios años destacando en las categorías inferiores, teniendo actualmente la oportunidad de su vida en Molde. Semb Berge, Rogne o Strandberg han demostrado que pueden ser centrales en los que confiar, aunque el verdadero potencial de esta selección se encuentra en el mediocampo. Nunca el cerebro noruego estuvo tan bien dotado. Stefan Johansen, Konradsen, Eikrem, Singh o Henriksen son mediocentros con un excelente trato de balón que unido a la calidad de Berisha, Elabdellaoui (grandísima adaptación al lateral), Berget, Nielsen, King o el trabajo de Pedersen hacen que se abra una puerta a la esperanza para que Noruega vuelva a estar en las grandes citas, como sus antecesores en un Europeo U21 consiguieron.
Share:

1 comentario:

  1. Buenas,

    en primer lugar darte la enhorabuena por ofrecer información de calidad en tu página.

    Te escribo para preguntarte si te interesa un intercambio de enlaces entre nuestros sitios.
    Por mi parte tengo varias páginas de ámbito deportivo así como de apuestas.
    Espero que estés interesado, escribeme a apuestasexpertas@gmail.com.

    Un saludo y suerte en tus proyectos

    ResponderEliminar